algunos titulares – 12/12/2012

Derechos humanos y luchas populares
Fernando Martínez Heredia – La Jiribilla
(…) La Declaración del 10 de diciembre de 1948 era engañosa y pretenciosa desde su propio título. Cómo iba a ser "universal" si se negó a reconocer la igualdad entre las naciones, para no condenar la inmensa llaga mundial que era el colonialismo, esa culpa tremenda de la modernidad capitalista que para desarrollar su sistema y multiplicar sus avances saqueó a fondo, aplastó culturas, esclavizó a decenas de millones, destrozó formas de vida y de producción, explotó el trabajo, prostituyó organizaciones sociales y erosionó el medio ambiente a escala universal, que hizo "científico" al racismo y otras formas de naturalización de la desigualdad entre los seres humanos…

Cuidado con la izquierda anti-anti-guerra
Jean Bricmont – Le grand soir/Counterpunch, vía Rebelión
(…) Un aspecto extraño de la izquierda anti-anti-guerra es que es la primera en denunciar las revoluciones del pasado que llevaron al totalitarismo (Stalin, Mao, Pol Pot etc.) y que constantemente nos pone en guardia ante la repetición de estos "errores" del apoyo a dictadores hecho por parte de la izquierda de la época…

Moscú quiere avanzar en su relación comercial con Pekín
Dmitri Kósirev – RIA Novosti
(…) Pero aunque los múltiples proyectos de cooperación bilateral llegaran a realizarse, cosa que no siempre ocurre, su influencia en el crecimiento innovador de Rusia se haría sentir dentro de unos diez años. Mientras tanto, seguiremos siendo un apéndice proveedor de materias primas, y no es culpa de China…

¿Cómo has dicho? ¿Izquierda?
Luis Casado – El Clarín
(…) Toda la palabrería a propósito de la "competitividad" tiene que ver con el costo de la mano de obra. A nadie se le ocurriría verificar las competencias de empresarios cuya capacidad para explotar al prójimo es el único talento. No es una aptitud innovadora: los esclavistas, los negreros y los tratantes de blancas ya figuran en el Antiguo Testamento…

¿La paz en Colombia?
Néstor Kohan – Rebelión
(…) Las dos violencias (estatal e insurgente) no son equiparables, no son homologables. En la medida en que los movimientos sociales logren eludir y superar esas falsas dicotomías que responden a la cooptación de las tramposas y envenenadas ONGs (…) podrán sumarse al proceso de paz…

Argentina: Arrabal amargo
Andrés Figueroa Cornejo – La hora de los Justos
(…) No cobra impuestos a la renta financiera y alienta la megaminería con importantes resistencias de la población afectada, en tanto las inversiones transnacionales se comportan como capitales golondrina y cierta cautela debido a la  calificación de país relativamente riesgoso frente al pago de sus compromisos, la inflación y el cambio de las ‘reglas del juego’ según los vientos…

La política internacional de Chile se juzga en La Haya
Roberto Pizarro – G80
(…) Esa política ha privilegiado hasta el cansancio los negocios, y los Tratados de Libre Comercio con el mundo desarrollado por sobre los asuntos que tensionan las relaciones diplomáticas con nuestro vecinos. Esa política ha exacerbado el discurso autocomplaciente del éxito económico chileno y de la apertura indiscriminada al mundo, faltando el respeto a todos aquellos países de la región que impulsan políticas económicas e internacionales distintas a la chilena…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: